Para educar a los niños es innecesaria la violencia...

"Para educar a los niños es totalmente innecesaria la violencia, porque el niño es como un espejo, y aunque a veces no lo queramos ver, el niño refleja lo que nosotros mismos le hemos enseñado a él."