Cuando la tristeza te invada, ¡sonríe!

Cuando la tristeza te invada, ¡sonríe! Si el sonreír no basta, ¡silba! Si el silbar falla, ¡canta!

Busca dentro de ti los muchos motivos que tienes para ser feliz y estar [email protected]

Artículo Anterior Artículo Siguiente